miércoles, 22 de febrero de 2012

¡Qué dura es la vida del Windsurfero Peninsulero!

EL lunes amanecía libre de trabajo y ¡¡con un levante fuerza 4 inesperado!! Emocionado: la temperatura subía, el anhelado levante hacía acto de presencia… movilización, whatsapps, café, mails, estiramientos… toda una deseada rutina que sinceramente, era una gozada volver a realizar.

Pero el viento jugó con nosotros y se puso a marear. Decididos a no darnos por vencidos nos dispusimos a buscarlo y a no darlo por perdido, gasolina quemada, batallitas, imaginaciones pero de disfrutar del agua ¡¡na de na!!
Y es que es una vida muy dura la del windsurfista peninsulero, y si encima eres del levante apaga y vámonos.
Menos mal que siempre tenemos a una pareja, familia o colega que te acoge y te invita a olleta, burritos, alitas o lo que se tercie,  con una resignación comprensiva más que valorada por nuestra parte. Gracias Paola, madre, Conchi, Mario…

Mientras tanto nos tendremos que conformar con recordar sesiones:
Qué tal algo bueno, bueno aunque aún con algo de frío:

Y esa primavera donde hay equilibrio entre temperatura y condiciones:


Sin perder en la mente los levantitos o los garbís veraniegos:


Ains, qué dura es la vida del windsurfista peninsulero.
¿Nos vemos en el agua...?

2 comentarios:

Carlos Pro dijo...

Vamos...pero dura, dura...entre viento y pillar olas estoy con un estréssssss ;)

Jose Sepulcre dijo...

jajajaja la verdad es que de olas vamos bien, pero de viento :(

Se ha producido un error en este gadget.

Quizás te interese...